Seguridad contra extraños: cómo proteger sin asustar

Como padres, uno de nuestros papeles primarios es evitar el daño a nuestros hijos. Desgraciadamente, también significa mantener a nuestros hijos seguros de otras personas que pudieran intentar dañarles.

Joven con extrañoEn el pasado, la frase típica para enseñar a los niños seguridad personal era “Extraño, Peligro”. Enseñar a los niños “Extraño, Peligro” es un enfoque demasiado simplificado que tiene grandes inconvenientes:

  • Los niños pueden volverse excesivamente temerosos de cualquiera que no conocen en lugar de prepararles a evaluar la situación y tomar decisiones. En su lugar, el enfoque recomendado es enseñar a los niños cómo decidir a quién aproximarse si están perdidos o en peligro.
  • Esto supone que todas las personas que no son extraños son gente segura. Desgraciadamente, la mayoría de los niños son secuestrados por gente que conocen. Por ejemplo, de los secuestros en 2017, 2,359 niños menores de 18 años fueron secuestrados por un padre no custodio; durante el mismo año, sólo 326 fueron secuestrados por un extraño. Similarmente, el 90 por ciento de los delincuentes de abuso sexual son conocidos del niño, un 30 por ciento de ellos miembros de la familia.

Afortunadamente, se dispone de información para ayudar a los padres a enseñar a sus hijos, preadolescentes y adolescentes cómo navegar interacciones con extraños—y cómo estar seguros, en general.

  • Tenga una Lista de chequeo de salida para planificar salidas e impedir que sus hijos se pierdan. Tres ejemplos:
    1. Identifique adultos seguros
    2. Preste atención a la ropa de su hijo
    3. Planee para ir al baño
  • Enseña a sus hijos a decidir cómo y cuándo está bien que otras personas les toquen. Sea un buen ejemplo demostrando formas sanas de interaccionar con otros. El ayudar a su hijo a desarrollar límites sanos les ayudará a estar seguros, independientemente de si están interaccionando con miembros de la familia, conocidos o extraños.
  • Haga apropiadas para su edad y situación sus conversaciones con sus hijos. Las personas desconocidas por el niño usan diferentes tácticas dependiendo de la edad:
    • Aunque a menudo se usa la fuerza, es más probable que se use para secuestrar a niños de menos de 5 años y adolescentes.
    • La estrategia más a menudo usada con niños de la escuela elemental o secundaria es manipulación.
  • Ayude a los niños a entender los trucos que tienen que evitar. El Centro Nacional de Niños Desaparecidos y Abusados informa que los abductores usan diferentes tipos de trucos, tales como ofrecer al niño ir en coche, mostrarles un animal o hacer preguntas. Ofrecer ir en coche fue la más corriente.
  • Identifique diferentes herramientas que sus hijos pueden usar para alejarse de un extraño si se sienten incómodos o amenazados. Las recomendaciones incluyen:
    • Correr hacia un adulto en el que pueda confiar tal como un padre con hijos, un dependiente de tienda o un policía.
    • Grite o haga ruido.
    • Pelee
  • Use situaciones inventadas y de la vida real para practicar cómo responder, tales como qué hacer si una persona llega en coche y ofrece llevarte o te hace una pregunta.

Para más información